Como Quitar los Granos de las Pompas

Milagro Para El Acné
Tips para quitar los Granos de las pompas
Califica con 5

Los granos se han convertido en uno de los inconvenientes más frecuentes en la vida cotidiana de todos nosotros, por su capacidad de aparecer en el momento menos indicado y para completar el cuadro: en el lugar menos indicado. No se contienen las ganas de arruinarnos una salida o de cohibirnos de colocarnos esa ropa que tanto nos gusta. Por suerte existen muchos remedios que nos ayudan a deshacernos de estos molestos invasores rojizos.

Los granos en las pompas  pueden ser uno de los más incómodo, aún más si viene verano y las damas esperan colocarse un traje de baño muy sexy que no podrá relucir tanto como ellas quieren por los granitos. Pero no hay que preocuparse, a continuación te enseñaremos algunos de los remedios caseros más eficientes en el tratamiento del acné en los glúteos.

Sin duda que no existe nada mejor que la naturaleza para curar las cosas, ya que no emplea químicos poco amigables con nuestra piel. Una manera muy eficiente para deshacernos de los granitos en las nalgas es tomar sol, sí, tomar sol. En caso de que poseamos un patio o una terraza privada, aprovechar los rayos ultravioleta te supondrá un gran beneficio a la hora de deshacerte del acné en los glúteos. El sol secará los granos, lo que eventualmente hará que desaparezcan, recuerda utilizar protección solar para no causar daños a la piel.

Tips para Quitar los Granos de las Pompas

El acné también es posible combatirlo Arreglando nuestra dieta, de hecho, es la manera más efectiva para hacerlo, un alto consumo de frutas y verduras, además de una correcta hidratación bebiendo 6 vasos de agua al día y evitar vicios dañinos a nuestra salud como el tabaco y alcohol, que solamente consiguen volver un infierno nuestros problemas de granos.

Una dieta rica en betacarotenos nos será de utilidad, pues estos últimos se convertirán en vitamina A que cuenta naturalmente con propiedades antioxidantes. También nos aportará un efecto que regulará la producción de las glándulas sebáceas, encargadas de la generar la grasa en nuestra piel; una de las principales causas del acné. El betacaroteno lo podremos encontrar comúnmente en frutas y vegetales como las espinacas, las manzanas, los espárragos, la albahaca, las zanahorias y la calabaza.

El omega 3 también es una sustancia que necesitamos consumir para poder despreocuparnos del acné en los glúteos, ya que ayuda a disipar el sebo y además impide que se lleve a cabo la queratinización. El ácido graso omega 3 es un anti-inflamatorio natural que ayudará a que la hinchazón producida por el acné desaparezca de una vez por todas. El omega 3 lo podremos encontrar en una variedad de pescados tales como la anchoa, la sardina, el jurel y el salmón, también está presente en mariscos y frutos secos como las pasas, las nueces y las almendras.

Por último pero no menos importante, la vitamina B6; ayudará a regular los niveles hormonales de nuestro cuerpo, los desordenes hormonales por lo general desembocan en la aparición repentina del acné; esto gracias a la piridoxina que encontraremos en esta vitamina. La falta de piridoxina en nuestro cuerpo derivará, con el tiempo, en muchos problemas cutáneos.

El hígado de pollo, así como los pescados azules (la sardina, el atún y el salmón, etcétera) son alimentos ricos en vitamina B6, también los cereales y la soja.

Mascarilla de limón y Aloe Vera: alguna vez en tu vida habrás oído que la sábila (Aloe Vera) es uno de los productos más cotizados a la hora de curar los problemas en la piel, si has sido una persona observadora, sin duda te has podido percatar que muchísimos medicamentos están hechos a base de sábila o la llevan en uno de sus componentes.

Esto no se debe a mera elección de los fabricantes sino a sus magníficas propiedades que te explicaremos a continuación: su capacidad astringente natural y excelente se ha convertido en una de las favoritas de las personas a la hora de eliminar la grasa excedente de nuestra piel, además, esto nos hará despreocuparnos de la suciedad que obstruye los poros y causa por consecuencia todas las variaciones de acné en nuestra piel; debido a sus polisacáridos y giberelinas el Aloe Vera es un desinfectante natural de gran cadencia, pues ayudará a disminuir la hinchazón que ha causado el acné y combatirá a las bacterias  que podamos encontrar en la zona afectada; por último, su alta potencia regenerativa de la piel podrá ayudar a nuestra piel a sanar muchísimo más rápido que sin aplicar Aloe Vera, sus propiedades coagulantes y antibióticas son las razones de esto.

Por su parte, el limón también aporta su granito de arena en esta mascarilla: es un antioxidante natural, su ácido cítrico es el terror de los granos ya que los seca y hace que desvanezcan. Combinar el limón con el Aloe Vera, garantizará que podamos guardar nuestro preparado en la nevera porque el limón ayudará a su conservación.

Necesitaremos dos tajos de Aloe Vera y el zumo de un limón completo.

Su preparación es muy sencilla, aquí te van los pasos:

  • Extraeremos la savia de Aloe Vera y lo colocaremos en nuestra licuadora.
  • Colocaremos el zumo de limón y comenzaremos a licuar.
  • Cuando nuestra la mezcla se vea homogénea y suave, la verteremos en un envase.
  • Limpiaremos nuestros glúteos antes de aplicar esta mascarilla, así garantizaremos un efecto óptimo.
  • Haciendo uso de nuestras manos, tomaremos el preparado y lo colocaremos en la zona tratando de hacer masajes circulares durante 5 minutos.
  • Deja que la mezcla haga efecto durante 30 minutos.
  • Retira la mascarilla de los glúteos con abundante agua tibia.
  • Seca la zona con una toalla limpia.

Mascarilla de bicarbonato de sodio: este producto que podremos encontrar rápidamente en nuestra despensa, tiene múltiples propiedades que podremos aprovechar en nuestra lucha contra el acné: dentro de ellas podemos encontrar las siguientes: ayuda a regular el PH de la piel lo que estabilizará la producción de grasa y generación de toxinas que puedan causarse por tener un nivel inestable de PH, puede fungir como desmanchador sin problemas, el bicarbonato de sodio es usado mucho en la industria cosmética para tal cometido, podremos usarlo para eliminar cualquier tipo de mancha en el cuerpo, no solo las del acné; es un exfoliante muy potente que podremos aplicar unas 3 veces por semana sin que dañe nuestra piel, esto garantizará eliminar toda la suciedad y piel muerta que haya podido estar haciendo vida en nuestro cuerpo por lo que dará paso a una piel joven, tersa y suave; por último el bicarbonato de sodio actuará como anti-inflamatorio ergo nos prestará sus servicios a la hora de combatir el acné disipando el tamaño de los granos y disminuyendo el dolor que causan.

Para preparar esta mascarilla necesitaremos tres cucharadas de bicarbonato de sodio, un poco de agua mineral y una cucharada de zumo de limón (esto es opcional).

Estos son los pasos:

Colocaremos en un envase las tres cucharadas de bicarbonato de sodio.

  1. Verteremos un poco de agua mineral, teniendo en cuenta que no debemos dejar que se disuelva el bicarbonato de sodio en el agua.
  2. Agregaremos el zumo de limón (este paso es opcional, como he dicho ya)
  3. Mezclaremos hasta que se forme una pasta homogénea granulada.
  4. Aplicaremos en nuestros glúteos haciendo uso de las yemas de nuestros dedos y moviéndolo en forma de circulo.
  5. Dejaremos que haga efecto por 30 minutos.
  6. Retiraremos con abundante agua tibia y secaremos con una toalla limpia.

Como Quitar el Acné Rápidamente  ==> CLICK AQUÍ<==